viernes, 14 de septiembre de 2007

Giro a la derecha y...

...derrapa!!

Inicio de "vacaciones" (otra vez), fin de exámenes (crucemos dedos, ¡muchos!, mejor aún; hagamos un minuto de dedos cruzados a nivel nacional un día de estos para que la energía concentrada de todos los estudiantes preocupados se canalice en subir el nivel de aprobados :D) y de LIBERTAD!!

¡Oh dios mío!

¡Cuánto tiempo libre!

¿Y qué hago?

¿Me pongo un tatuaje, voy a nadar a la playa, me pongo a correr, aprendo a bailar la jota...?

También puedo componer (por fin!), mimar a "la nueva" (después de Lorena, la guitarra acústica) o echarle aún más ovarios a la vida y mandar más notas.miradas.cosas por el mundo.

Sea lo que sea, tiempo equivale a un espacio en blanco con una pluma a un lado y un bote de tinta al otro con el que dar forma a todas y cada una de las ideas para luego (y ahí está la clave) poder llevarlas al "papel" en blanco.

¡¡Congratulations to everibadi!!


*** y para celebrarlo, un poco de movimiento e inspiración en manos de (la oh, diosa) KT Tunstall ;) ***


5 comentarios:

Galletita dijo...

Nivel de envidia aumentando ¬¬ xD

Jei dijo...

adoro a KT :)
yo mientras estudiaba me pasaba las horas planeando actividades para cuando acabase los exámenes... actvidades que luego jamás llevaba a cabo cuando ya los había terminado :(
espero que tú seas más productiva ;)

besitossss y gracias :)

Stoner Queen dijo...

Ayyy! Me encantaria tener tiempo libre para poder componer!!!
Mi nivel de envidia tb aumenta por momentos!!! Por cierto, como mola la tia esta, no?? No veas que pro!!

Un besico de piedraa!!

Mar dijo...

no me maaaten!! xDDD (bueno, menos tú jei, que no me has amenazado xD)

weno weno, mientras sea envidia sana, no pasa nada...

...

(ejem)

stoner, lo de tener tiempo libre para componer... ays! es lo mejor que hay :D se echa mucho en falta

besinesss!

Kichiaya dijo...

Yo no te tengo envidia porque acabé hará una semana, es más, estoy aburrido, lo más interesante que me ha pasado en dos días es que un conductor de un autobús del inserso me piropease, ¡qué triste!